Circuncisión / alargamientos


 

CIRCUNCISIÓN

La circuncisión se realiza por razones tanto estéticas como sexuales.

Trataremos a continuación las ventajas de la intervención:

 

  • Mejora del aspecto: tanto hombres como mujeres encuentran un pene circuncidado más atractivo. Los hombres optan por la circuncisión principalmente por la mejora del aspecto estético el pene, pero también por razones higiénicas y sexuales.
  • Higiene: Un pene circuncidado no segrega esperma y por lo tanto resulta más fácil de limpiar.
  • La experiencia sexual: Aunque los estudios afirman que un prepucio pequeño no tiene ninguna influencia sobre la experiencia sexual, la mayoría de los hombres declaran que el glande es mucho menos sensible. La circuncisión puede por tanto ser ventajo en la vida sexual.
  • Eyaculación Precoz: La circuncisión no ofrece ninguna garantía, sin embargo, un pene menos sensible ayuda en ocasiones a resolver este problema.
  • Sexo prolongado: Un pene menos sensible también puede mantener relaciones sexuales durante un período prolongado.
  • Un prepucio demasiado largo: Un prepucio demasiado largo puede suponer una estimulación reducida del glande del pene durante el acto sexual.

 

El tratamiento de la circuncisión se realiza generalmente bajo anestesia local, aunque también puede realizarse bajo anestesia general. Durante el procedimiento, se corta el prepucio por una parte significativa, quedando el glande parcial o incluso totalmente expuesto. La circuncisión (extirpación del prepucio) tarda aproximadamente media hora. Después de una o dos horas, el entumecimiento cesa y retorna la sensibilidad en el pene.

Después de la intervención, es aconsejable tomar uno o dos días de descanso. El pene puede quedar un poco hinchado y tener una coloración roja o azul durante una semana. En los primeros días tras la operación, puede ocurrir que en la micción se produzca una sensación de ardor. Después de orinar, es recomendable que durante los primeros tres días se cambie el vendaje diariamente. Para bañarse, deberá usarse agua tibia, sin jabón. Le recomendamos que use ropa interior de apoyo (no pantalones cortos), así como mantener el pene hacia arriba, es decir, haca el ombligo, para permitir que la inflamación pueda descender. Para aliviar el dolor puede tomar paracetamol, así como también puede aplicar una pomada anestésica local (por ejemplo lidocaína). Después de unas semanas, una capa brillante protectora desarrollada en el glande desaparece, así como la sensación de incomodidad. Es recomendable no practicar natación u otros deportes hasta pasadas tres o cuatro semanas después del tratamiento. Los puntos usados en una circuncisión son solubles y caerán después de 7 a 14 días por sí solos. Pasados de cuatro a seis días desde la intervención será posible de nuevo la práctica de sexo y masturbación.

 

 

ALARGAMIENTO / ENGROSAMIENTO DE PENE

Con una intervencion quirúrgica de alargamiento de pene se puede conseguir un tamaño de alrededor de 2 centímetros mayor respecto al tamaño del pene en estado flácido.

En el engrosamiento, éste puede aumentar alrededor del 30-50%.

El alargamiento del pene tiene principalmente un efecto sobre el tamaño del pene en estado flácido. En estado de erección, el alargamiento del pene es perceptible sólo de forma limitada.

Muchos pacientes experimentan un cambio positivo en su vida sexual como resultado de la mejora de la auto-confianza.

Para aquellos interesados en el alargamiento del pene, es especialmente importante tener expectativas realistas de los resultados de la cirugía.

La intervención puede ser desaconsejable en personas con presión arterial alta, enfermedades cardiovasculares, una enfermedad urológica o algunas otras afecciones, y por lo tanto, estos casos deben ser examinados adecuadamente.

El engrosamiento del pene con gel de ácido hialurónico (Macrolane) es un tratamiento muy simple que no necesita anestesia, ni baja por enfermedad. El resultado tras la infiltración de este gel no es permanente, y desaparece después de un año.

El proceso de alargamiento quirúrgico y engrosamiento del pene pueden realizarse simultáneamente.

El pene está formado por tejido eréctil, que se llena de sangre durante la estimulación sexual, dando lugar a una erección. Se estima que aproximadamente 2 / 3 del pene se encuentra fuera del cuerpo y desde 1/3 hasta un 50% del mismo quede en el interior, en el borde inferior del hueso púbico ancladas. Un alargamiento del pene consiste en reducir la parte del pene que se encuentra dentro del hueso púbico, para que ésta quede visible.

Tanto el alargamiento como el engrosamiento del pene se pueden realizar bajo anestesia general, lo que significa que el paciente queda dormido durante todo el procedimiento.

Para comenzar la intervención del alargamiento de pene, el cirujano hace una incisión en el vello púbico, justo por encima del pene. A través de esta incisión, el cirujano reemplaza partes de los ligamentos que unen la parte interior del pene al hueso púbico. Debido a la intervención, parte del pene que antes estaba oculta, termina en la parte exterior del cuerpo.

Para un engrosamiento del pene se utilizan células de grasa o un injerto de piel del propio paciente que se incrusta entre los cuerpos cavernosos y la piel. Es posible obtener un engrosamiento de hasta un 30% en flacidez y hasta el 10% en estado de erección. Las células de grasa se extraen de otra parte del cuerpo, y se inyecta bajo la piel del pene. Normalmente se utilizan 20-30 ml.

La ampliación del pene, ya sea alargamiento o engrosamiento, es una operación, desde un punto de vista quirúrgico, relativamente sencilla.

Inmediatamente después de la operación, el área se cubre con un vendaje protector. Usted sentirá un dolor especial durante los primeros días, pero éste se alivia con analgésicos. Las suturas se retiran después de 10 días. Para reducir el riesgo de infección, en los primeros cinco días se administran antibióticos. Puede y debe ducharse todos los días, así como el día después de la ampliación del pene. Es relativamente común la inflamación y la aparición de moratones. La mayoría de los pacientes regresan después de una semana a trabajar. Las actividades sexuales se pueden reanudar después de 4-6 semanas, al igual que otras actividades físicas extenuantes.

El mayor riesgo del proceso de alargamiento del pene es que el paciente no quede satisfecho con el resultado obtenido. En un estudio estadounidense que contaba con 58 pacientes a los cuales se les había alargado el pene, el 68% afirmó que el resultado no cumplió con sus expectativas. También existe un riesgo de pérdida de sensibilidad y disminución de la función eréctil.

Los riesgos del engrosamiento del pene son los siguientes: es posible que la grasa trasplantada sea expulsada del cuerpo, y por tanto que el engrosamiento desaparezca. Aparte, existe el riesgo de que la grasa se elimine de forma desigual, dando lugar a irregularidades en el pene.

 

 

  Die Beschneidung oder Zircumcision (Entfernen der Vorhaut) bei Männern und Jungen kommt seit jeher in verschiedenen Kulturen vor, aber das Phänomen der Beschneidung ist vor allem aus der jüdischen Tradition.

Auch in der westeuropäischen Kultur entscheidet man sich oft für eine Beschneidung, aus:

• Medizinischen Gründen

• Ästhetischen oder sexuellen Gründen.

 

Beschneidung: medizinische Gründe

Eine Beschneidung ist das Standardverfahren bei:

• Vorhautverengung: eine Verengung der Vorhaut, wobei die Vorhaut nicht über die Eichel geschoben werden kann. Die Phimose kann erblich bedingt oder das Ergebnis einer wiederholten Vorhautentzündung sein. Manchmal kann der Arzt einen einfachen Einschnitt vornehmen, wodurch die Vorhaut wirksam geweitet werden kann.

• Paraphimose: die Vorhaut ist über die Penisspitze geschoben und kann nicht zurück bewegt werden. Paraphimose wird durch eine wiederholte Entzündung der Vorhaut verursacht. Hierbei ist ebenfalls oft, genau wie bei der Beschneidung, ein einfacher Schnitt die Lösung.

• Balanitis: Wiederholte Entzündung der Eichel und der Vorhaut.

 

Beschneidung: ästhetische oder sexuelle gründe

• Verbessertes Erscheinungsbild:  Einige Männer, aber auch Frauen, finden einen beschnittenen Penis attraktiver. Für die Herren, die eine Beschneidung hauptsächlich auf dieser ästhetischen Grundlage wählen, spielen aber auch hygienische und sexuelle Gründe eine Rolle.

• Hygiene: Ein beschnittener Penis bildet kaum Vorhauttalg und ist daher einfacher zu säubern.

• Sexuelles Erlebnis: Obwohl Studien behaupten, dass eine kleine Vorhaut keinen Einfluss auf das sexuelle Erlebnis hat, erklären die meisten Männer, dass die Eichel erheblich unempfindlicher ist. Dies kann im Sexualleben vorteilhaft sein.

• Frühzeitiger Samenerguss: Eine Beschneidung bietet keine Garantie, allerdings hilft manchmal eine weniger sensible Peniseicheml dieses Problem zu beheben.

• Länger andauernder Sex: Eine weniger empfindliche Eichel kann auch Sex über einen länger andauernden Zeitraum ermöglichen. • Eine zu lange Vorhaut: Eine zu lange Vorhaut kann zu einer verminderten Stimulierung der Eichel des Penis während des Sexualaktes führen.

 

Beschneidung - Zircumcision: die Behandlung

Die Beschneidung wird meistens unter örtlicher Betäubung durchgeführt, aber auf Wunsch auch unter Vollnarkose erfolgen. Während des Eingriffs wird die Vorhaut um einen wesentlichen Teil gekürzt und liegt die Eichel teilweise oder sogar ganz frei. Eine Beschneidung (Entfernen der Vorhaut) dauert ungefähr eine halbe Stunde.

Nach ein bis zwei Stunden hat die Betäubung nachgelassen und kommt das Gefühl im Penis wieder zurück.

 

Beschneidung: Nachpflege zuhause

Nach einer Beschneidung nehmen Sie sich am besten einige Tage Ruhe. Der Penis kann während einer Woche etwas geschwollen sein und eine rote oder blaue Verfärbung aufweisen. Beim Wasserlassen kann in den ersten Tagen nach dem Eingriff ein brennendes Gefühl auftreten. Nach dem Wasserlassen empfehlen wir, während der ersten drei Tage nach der Beschneidung den Verband jedes Mal zu wechseln. Danach können Sie am besten täglich in lauwarmem Wasser baden, ohne Seife. Wir empfehlen, eine stützende Unterhose zu tragen (keinen Boxershort) und den Penis nach oben zu halten, Richtung Bauchnabel, damit die Schwellung schneller zurückgeht. Gegen eventuelle Schmerzen können Sie Paracetamol einnehmen, oder eine örtlich betäubende Salbe (Z.B. Lidocain) auftragen. Nach ein paar Wochen entwickelt sich eine Schutzschicht auf der Eichel (Glanzpenis) und verschwindet das unangenehme Gefühl. Mit Schwimmen oder Sporten warten Sie am besten bis zwischen drei und vier Wochen nach der Behandlung. Die Nähte, die bei einer Beschneidung angewendet werden, sind löslich und fallen nach 7 bis 14 Tagen von selbst aus. Nach vier bis sechs Wachen ist Sex und Masturbation wieder möglich.