Cirugia Estética genital

 

foto4

      

 

 

 

 

La cirugía íntima femenina, también llamada vaginoplastia o cirugía vaginal, es un procedimiento quirúrgico que está indicado para corregir los cambios de estética vaginal. Para aquellas pacientes que no tienen el problema, puede parecer un tema de menor importancia, pero si la mujer se avergüenza de la apariencia de sus genitales, no hay nada que le haga sentir cómoda en su intimidad. Afortunadamente, a través de la cirugía plástica íntima, o la vaginoplastia, podemos eliminar este trauma en 30 minutos con anestesia local.

La cirugía íntima (vagina cirugía) representa un logro importante para la mujer moderna, que ganó la libertad de decidir si quiere mejorar su estética íntima. Entre las razones más comunes por el que las mujeres recurren a la cirugía es un tamaño de los labios menores grandes, o por el elevado volumen de su monte de Venus, que a menudo impide el uso de pantalones ajustados o bikinis. Además, hay mujeres que se quejan de marchitamiento y oscurecimiento de la mucosa vaginal de la vagina.

Para cada tipo de problema, existe un tipo específico de cirugía íntima:

Grandes labios voluminosos (labioplastia): este tipo de cirugía íntima está indicado para reducir el tamaño de los labios. La principal causa del sobre-desarrollo de los labios es de origen genético. Pero existen otros casos causados por el uso de esteroides anabólicos (usados para ganar masa muscular). Estas hormonas masculinas pueden causar efectos secundarios en las mujeres, como una ampliación de los labios mayores o menores, así como del clítoris. Si hay una hipertrofia (aumento) de los labios mayores o los labios menores, se realiza la extirpación quirúrgica del exceso de tejido, y de los puntos dados en la región, que se caen por sí solos después de unos 20 días. Se recomienda un periodo  de abstinencia de relaciones sexuales durante 30 días.

Marchitamiento vaginal: la corrección se realiza con los biomateriales injerto (Macrolane) o la propia grasa del paciente, restaurando el volumen de los labios y la anatomía de la región. Este tipo de cirugía íntima se realiza bajo anestesia local, en un período aproximadado de 30 min. y sin necesidad de hospitalización. La recuperación de este tipo de cirugía íntima dura un promedio de 7 días.

Monte de Venus: en algunas mujeres, puede existir una acumulación de grasa en el área situada encima del hueso púbico, causando una elevación fea en la región. Esto puede resultar un problema especialmente por el efecto en la percepción visual producido en el uso de pantalones apretados. En este caso, la liposucción está indicada en la región púbica. En la mayoría de los casos, este tipo de cirugía íntima se realiza bajo anestesia local. Dura unos 40 minutos y los pacientes son dados de alta poco después del procedimiento. El paciente puede regresar a su vida diaria por lo general dentro de 48 horas después de la cirugía.

Oscurecimiento de la mucosa vaginal: en esta cirugía se retira, con anestesia local, una pequeña cantidad de la mucosa de los labios en la región oscura. En promedio es de unos 30 minutos y los pacientes son dados de alta poco después de la cirugía.

Aumento de G-Spot o punto G: esta cirugía en realidad no trata de corregir una alteración estética de la zona vaginal, sino que está destinada a proporcionar un aumento en la intensidad y el volumen del orgasmo vaginal. El procedimiento se considera experimental, y está indicado sólo para las mujeres sin disfunción sexual. El un estudio en los Estados Unidos, el 87% de las mujeres que se sometieron al procedimiento aumentaron la frecuencia e intensidad del orgasmo vaginal. El procedimiento se realiza bajo anestesia local y dura unos 20 min. Se recomienda la abstinencia sexual durante dos días.

Estrechamiento de la vagina: esta intervención puede ser realizada o bien aumentando las paredes vaginales (inyectando tejido adiposo o bien Macrolane, es decir hyaurónico) o bien extrayendo una franja de la mucosa vaginal posterior, estrechando asi el conducto vaginal.

Aumento del Clitoris: se trata en realidad de la infiltración de la base del clítoris con hyalurónico o bien con grasa. Tras la intervención, el clítoris queda más prominente, siendo más sensible.

Pexia vaginal: cuando hay un descenso vaginal, que ocurre siempre con el paso del tiempo, se puede corregir extirpando una franja de piel de la zona del monte de venus. De esta forma, conseguiremos una elevacion de la zona vaginal.